Dibujar con Referencias ¡se vale! más de 10 consejos para hacerlo

5 abril, 2021
Memo Alfaro
Dibujar con referencias
las famosas pin-ups de Gil Elvgren con sus correspondientes referencias

Mucho se ha dicho sobre dibujar con referencias. Creo que todos conocemos la controversia y la cierta mala reputación que puede tener el uso de referencias en el dibujo porque, a decir de algunos, se vuelve un ejercicio donde el dibujante se limita a copiar sin que sea necesario que desarrolle sus habilidades.

En ttamayo consideramos que el uso de referencias es algo importante. Todos en algún momento hemos utilizado referencias para dibujar y siguen presentes con nosotros a lo largo del tiempo de una u otra manera. A fin de cuentas ¿Qué es el dibujo sino una representación de algo que previamente hemos visto (o pensado)?

El tema de que dibujar con referencias se convierta eventualmente en hacer copias casi mecánicas y no poder pasar de ahí tiene como raíz (o al menos, así parece) el correcto desarrollo de la creatividad y las habilidades de los futuros artistas, los cuales -presumiblemente- no podrían generar ni un estilo propio ni salir de las limitaciones que implica el desconocimiento de elementos como anatomía, perspectiva y composición entre otras.

No es que sea imposible para alguien que copie llegar a más, pero para ello necesariamente ha de acabar rompiendo el molde pues se encontrará con que sus herramientas son limitadas. Así que en suma, “copiar y sólo copiar” no es algo que pueda durar mucho si uno quiere más del dibujo y tener referencias definitivamente le dará mayor realismo y detalle a tus obras, como veremos a continuación.

Dibujar con referencias: cómo y cuándo

Dibujar con referencias

Bien, ya que ha quedado claro que esto no va a ser como cuando uno dibujaba muy emocionado una tras otra copia de sus imágenes favoritas de Goku u otras series animadas del pasado, hablemos de las referencias como herramienta de trabajo en el dibujo.

Hay cantidad de artistas a los que les han cuestionado sobre este hecho (incluso, les han preguntado si dibujar con referencias siquiera significa dibujar como tal) y la opinión es generalmente la misma: es un reality check necesario que hay que poner a trabajar junto con otros conocimientos y herramientas.

Un propósito

Una de las primeras cosas que uno debe tener presente es el propósito de usar referencias en su dibujo. Sí, podemos sentarnos a hacer una copia fiel de algo y listo, pero al menos que eso sea lo que realmente deseas o necesitas hacer ¿Con qué motivo es que estás buscando representar algo de esa foto, escena o persona en tu dibujo?

Déjame decirte que aún artistas hiperrealistas, tanto en el dibujo como en la pintura, van más allá de hacer obras de presición mecánica. El sujeto de sus pinturas cuenta una historia, habla de su propósito, contiene un mensaje (de hecho, esta parte fue lo que separó al hiperrealismo del fotorrealismo; puedes encontrar más sobre esto en nuestra publicación “20 Pintores y pintoras hiperrealistas”).

También puede que pretendas dibujar con referencias no para tu siguiente obra terminada, sino haciendo estudios con los cuales pulirte como artista. Sea como sea, lo que hay detrás de tu dibujo es el propósito, la motivación.

Escoger buenas fotos de referencia

Dibujar con referencias
Foto de Referencia tomada de SketchDaily

Podemos dibujar desde cualquier foto, pero también podemos dibujar con referencias utilizando fotos que nos sean verdaderamente útiles por sus cualidades. Los consejos que verás a continuación son consejos generales para elegir referencias que puedas utilizar al trabajar con figuras y retratos. Cabe aclarar que no son reglas. Si quieres conseguir cierto efecto, ¡rómpelos!

  • Evite la luz frontal plana. Esta es una opción de iluminación común para revistas, ya que disfraza arrugas e imperfecciones. Desafortunadamente, significa que perdemos información sobre anatomía, forma, tono y color.
  • Cuidado con la luz sobreexpuesta. Si una gran parte del lado claro de un sujeto es blanca, significa que está sobreexpuesta. Esto hace que la forma y el color sean difíciles de distinguir, perdiendo detalles.
  • Evita imágenes con exceso de aerógrafo y otras manipulaciones.
  • Ten cuidado con las fuentes de luz de colores. Pueden resultar un poco confusas a veces en el proceso de dibujo más temprano. Sin embargo, la luz de color puede ser una forma de obtener efectos interesantes para pintar, así que no la excluyas por completo.

Por cierto, los videos también son una gran fuente para dibujar con referencias desde el punto de vista del dibujo gestual, en el que trazamos líneas de manera más rápida y más libre, más relacionada con capturar, acciones, movimientos o gestos que con la precisión del dibujo en sí.

De hecho, dibujar sujetos en movimiento es una muy buena práctica de estudio y justamente, pueden ser simplemente bocetos rápidos de cosas que captures mientras vayas por la calle. Esto es un tip que damos en nuestras clases de dibujo regulares, y está un poco más relacionado con los siguientes consejos.

Aquí te dejo una excelente herramienta donde puedes encontrar una gran base de datos para dibujar con referencias fotográficas, incluso cuenta con un temporizador y varios filtros de búsqueda, se llama SketchDaily (está disponible en varios idiomas, este link te lleva directamente a la versión en español).

Tomar buenas fotos de referencia 

Dibujar con referencias

Ahora bien, si vas a salir y aparte de dibujar con referencias directas de lo que veas tomarás tú mismo unas cuantas fotos, hay unas cuantas recomendaciones que te pueden resultar útiles al momento de tomarlas.

Tener mucha luz, idealmente con una fuente dominante para crear sombras. En casa, la luz natural que viene de fuera es excelente (a menos que estés en una habitación que tienda más hacia lo oscuro) y una lámpara potente servirá en caso de apuro.

Cuando puedas, utiliza un trípode/tripié para reducir el efecto borroso. Si tienes un teléfono y tienes problemas para lograr que no salgan borrosas las fotos, puedes apoyarlo en una superficie y usar un temporizador.

Si tienes una cámara, aprende a usarla, ¡incluso solo lo básico! A menudo, hay lecciones disponibles de forma gratuita en línea, incluso para cámaras más antiguas.

Ten en cuenta el nivel de tus ojos. A veces, un disparo de referencia demasiado alto provoca efectos de escorzo notables, como dar a un modelo pies pequeños.

Usa un telón de fondo si es necesario. Puede ser difícil trabajar con referencias si hay mucho desorden y este se cuela en la imagen (aunque nuevamente, si eso es lo que buscas en tu imagen, haz caso omiso de esto). He visto a personas tomar fotos realmente buenas que taparon paredes u otras áreas con cortinas o sábanas. Sus teléfonos tampoco eran los más novedosos o caros, pero contaban con una cámara suficientemente buena.

La artista y columnista Laura Boswell nos da otro dato sobre el uso de fotografías al dibujar con referencias que también es fuente de mala fama, pues a la hora de tener un trabajo terminado se considera un engaño e incluso se puede llegar a infringir derechos de autor: Copiar fielmente fotos que no son tuyas y presentar el trabajo como tal.

En el sentido más estricto, también nos comenta:

“Es una violación de los derechos de autor copiar el trabajo creativo de otra persona sin permiso, incluidas las fotografías. Sin embargo, esto no debe confundirse con mirar fotografías en busca de inspiración e ideas, del mismo modo que podría estudiar el trabajo de otros artistas.”

Claro que hay sitios con muchísimas fotos de calidad profesional que puedes utilizar de forma gratuita (como pexels.com), pero aún así, si es para un trabajo final, lo mejor es que quede clara la referencia y por qué está ahí. Lo cual tampoco significa que no te vayas a meter en problemas (Andy Warhol lo estuvo. Varias veces. En nuestra publicación “20 Obras famosas de Andy Warhol” mencionamos una de estas, por la serie “Flowers”).

Dibujar con referencias en casa

pexels photo 4348078

Ya con tus fotos listas, pasemos a asuntos más relacionado propiamente con el dibujo (esto es, la forma en la que utilizarás tus fotos) y tu espacio de trabajo.

¿Imprimir o no imprimir? Tú eliges. Hay gente a quien le resulta mucho más preciso en términos de color el utilizar una pantalla para visualizar su imagen de referencia. Aparte de que la impresión de una imagen -y sobre todo, la impresión de una imagen a color-  puede estar sujeta a ciertas reglas y estándares de color que pueden resultar en una imagen que se vea diferente a como la querías.

Sin embargo, siempre puedes editarlas un poco e imprimirlas. Es bien cierto también que no en todos lados tienes acceso a la pantalla de un medio digital y ahí es donde la impresión te será suficientemente útil.

No sientas que tienes que "copiar" la referencia. Duplicar mecánicamente una foto es una gran tentación, una que también se vuelve uno de los mayores problemas al trabajar desde la fotografía; el resultado, obviamente, parece más copiado que "dibujado". Puedes exagerar poses, ajustar formas, experimentar con tu estilo. Dibuja como si estuvieras trabajando en vivo.

Quizás al principio no sea tan fácil, pero a medida que vas agregando tu estilo y elementos propios te irás soltando. Trata de no hacer copias directas de fotos (sobre todo de fotos que no son tuyas) o trazar sobre estas y dejarlas tal cual, mejor usa la foto como una referencia para crear una diseño original.

Si está utilizando paquetes de fotos, considera un temporizador (el de tu teléfono está perfecto). Si utilizas fotos que hayas comprado en paquetes o en sets, puedes utilizar más de una para hacer estudios. Al hacer poses de diferentes periodos de tiempo practicas diferentes habilidades de dibujo, como gestos, ritmo, simplificación en poses cortas o precisión y valores tonales en las más largas. 

Para proyectos más desarrollados, también es bueno tener en cuenta el tiempo que uno le dedica para evitar trabajar en exceso su pieza (a muchos nos ha pasado que de repente ya hasta estamos poniendo de más o arruinando la obra por no concluir la sesión a tiempo).

No te lo tomes demasiado en serio, siempre habrá más dibujos. Puedes restablecer el temporizador e intentarlo de nuevo, esa gran pose no va a ninguna parte. Siéntete cómodo  en tu propio espacio, relájate y tómate los descansos que necesites.

Ahora vamos a poner manos a la obra con un ejercicio de dibujo con referencia

Necesitará:

  • Tu kit de dibujo (lápiz/carboncillo, cuaderno de dibujo, goma, sacapuntas, etc.)
  • Un temporizador: idealmente un temporizador físico, pero puede usar una aplicación de teléfono.
  • Algunas fotos de referencia

Haremos esto como si se tratase de una clase de dibujo con modelo. Decide de antemano a qué horas quieres dibujar (no necesita ser ahora mismo). Es posible que desee emular una sesión de poses cortas (15 minutos o menos), mixtas o de duración media (30 minutos -1 hora).

Este proceso es sólo un punto de partida que puedes probar; ¡Pero hay muchas formas de dibujar figuras! Y como dijimos, tu proceso creativo a la hora de dibujar con referencias o en cualquier otro momento.

proceso00

Comienza con una 'línea de acción' general para indicar la pose.

Indicar formas principales, trabajando sobre todo el cuerpo.

proceso01

Empieza a desarrollar los detalles; aquí ya se incorporaron ideas sobre los gestos y la anatomía. Trata de trabajar de un lado del cuerpo al otro.

Sigue agregando detalle hasta que te quedes sin tiempo – ¡Está bien si no lo terminaste todo! sólo haz tu mejor esfuerzo.

proceso02

Lo siguiente que puedes hacer es mezclar esto con conocimientos previos adquiridos en publicaciones como “Dibujar la figura humana: elementos a considerar para hacerlo con éxito”, agregar un poco más de tiempo a cada sesión e intentar detallar un poco más en cuanto a la iluminación, los rasgos faciales y la anatomía.

Ventajas de dibujar con referencias

el artista Matt Fussell de The Virtual Instructor nos habla de dos puntos muy fuerte del dibujo con referencias. Específicamente, del dibujo con referencias fotográficas.

1. El uso de referencias fotográficas amplía lo que podemos dibujar y pintar.

“Seamos realistas, si queremos dibujar o pintar un tigre albino, no podemos simplemente salir y contratar uno para que sea nuestro modelo. E incluso si encontráramos uno para que nos sentara, toda la sesión pondría en peligro nuestras vidas. Sé que estoy siendo un poco extremo aquí, pero estoy seguro de que entiendes el punto que estoy diciendo.

Para muchos temas, solo una referencia fotográfica servirá. Hay muchos temas que simplemente no podemos dibujar o pintar de la vida; una foto es nuestra única opción.

Si opina que las referencias fotográficas no deben usarse para crear un dibujo, entonces está limitando severamente lo que puede crear.”

los tigres blancos

2. Las fotos no se mueven, no se cansan ni se estropean.

“Al dibujar temas de la vida, sin la ayuda de una foto, estamos en una carrera contra el tiempo. Los modelos de figuras se cansan y se mueven. Los arreglos de bodegones con flores y frutas eventualmente se estropean. A menos que se planifique y controle cuidadosamente, la luz cambiará a lo largo del día, incluso por horas, produciendo diferentes sombras y reflejos.

Sin embargo, una foto captura el momento y el sujeto en el tiempo. La luz, el ángulo y los colores se mantienen consistentes. Cuando se utiliza una foto como referencia, ya no estamos en una carrera contrarreloj. En cambio, podemos trabajar lenta y metódicamente. Podemos hacer comparaciones entre la referencia y el dibujo, corrigiendo errores a medida que avanzamos.”

Lo cierto es que dibujar con referencias fotográficas no puede suplir totalmente todas las ventajas que se tienen al tener como referencia un paisaje, sujeto u objeto justo enfrente de uno mismo. Esto es principalmente cierto para aquellos que les gusta el dibujo y la pintura al aire libre, ya que nos permite tener incluso la percepción correcta de la atmósfera y otros colores y detalles que a veces las cámaras no capturan del todo.

En ambos casos -y en todo caso- el dibujar con referencias es parte de la formación de todo artista. Incluso ayuda a enfocarse en las ideas propias más allá de solo verlo todo desde el punto de vista de la fotografía.

También te permite cambiar la composición, mover cosas alrededor en tu espacio pictórico, a simplificar y a enfatizar ciertos aspectos de manera más fácil, así que a nuestro parecer, no hay necesidad de considerar el dibujar con referencias algo negativo, mientras nos ayude en nuestra evolución como artistas y a plasmar todo lo que queramos.

2 comments on “Dibujar con Referencias ¡se vale! más de 10 consejos para hacerlo”

Deja un comentario

Suscríbete a nuestro newsletter

Recibe en tu correo las publicaciones de nuestro blog, anuncios de nuestros cursos, ofertas y más.

ttamayo

Casa de materiales de arte y escuela especializada en técnicas de pintura
QUIéNES SOMOS
envelope
linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram